¿En qué andan?

Volver a listado

María José Boccardi

“No hubiese hecho un doctorado si no fuera por los profesores de la UM”

Aunque venía de una familia de abogados, tenía claro que eso no era lo suyo. Siempre le gustaron las Matemáticas y la Ciencia, y cuando la Economía se convirtió en un tema de conversación diario durante la crisis de 2002, decidió elegir esa carrera.

María José Boccardi estudió la Licenciatura en Economía entre el 2003 y el 2006. En 2007, volvió para empezar el Máster en Economía.

Aunque nunca se lo había planteado, contó que en la UM varios profesores la animaron a hacer un doctorado. Para poder cursarlo necesitaba conseguir una beca y no lo veía como algo posible, pero algunos docentes de la universidad le insistieron en que no era un sueño inalcanzable.

Después de aplicar a varias universidades y ser aceptada, eligió Brown University, donde obtuvo su título de doctorado en mayo de este año. Su próxima meta es conseguir un título de postdoctorado en NYU Abu Dhabi.

Sobre el momento en que eligió la Economía por primera vez —y ahora que va por un postdoctorado— aseguró: “No me arrepentí, y cada día más estoy convencida de que fue la decisión correcta”.

¿Cómo surgió la posibilidad de estudiar en Brown Univserity y en NYU Abu Dhabi?

Sinceramente, en la UM me animaron a hacer un doctorado. No sabía de la existencia de doctorados antes de empezar la licenciatura, y mientras la cursaba tampoco se me cruzaba mucho por la cabeza que era una posibilidad realista para mí. Nunca me faltó nada, pero tampoco me sobraba, mi familia siempre la peleó y yo empecé a trabajar durante mi segundo año en la carrera. Para poder realizar un doctorado, era esencial poder acceder a una beca completa, y varios profesores en la UM me insistieron que era una posibilidad realista. La verdad que no lo hubiese hecho si no fuese por ellos.

La posibilidad de realizar un postdoctorado en NYU Abu Dhabi (NYUAD) surgió como resultado del mercado de trabajo. Para ser completamente honesta, no lo había considerado en una primera instancia. Pero después aprendí un poquito más de Abu Dhabi y de la propuesta de NYUAD y cambié mi decisión. Normalmente, hacer un postdoctorado no es deseable porque los plazos para desarrollar nueva investigación son cortos, la carga de trabajo asistiendo a un profesor o enseñando es alta y la paga no es buena. Sin embargo, esto ha estado cambiando en los últimos años y los postdoctorados se han vuelto una cosa más común. Más allá de eso, la propuesta de NYUAD es diferente. Es un campus nuevo, afiliado a NYU New York, y que está buscando crecer. Ofrecen un contrato a tres años, con total libertad en términos de la investigación y sin carga de enseñanza, lo que debería posibilitar desarrollar mi investigación, poder publicar papers y posicionarme de buena manera cuando tenga que ir nuevamente al mercado de trabajo.

¿En qué consistió tu tesis de doctorado? ¿Cuál es el enfoque de tu postdoctorado?

Mi tesis de doctorado se focalizó en entender la conexión entre el comportamiento observado de agentes económicos y los modelos económicos. Durante mi postdoctorado, voy a extender esta investigación a otros modelos de comportamiento. Además, pretendo poder colaborar con profesores en la universidad en proyectos que —desde el punto de vista teórico o experimental— ayuden a entender un poco mejor cómo las personas toman decisiones y cómo nosotros, como investigadores, trabajamos en la interacción entre la evidencia y la teoría.

¿Qué implicó el choque cultural en EEUU y al tener compañeros de otros países?

En mi clase había estudiantes locales, dos chicos coreanos, una chica búlgara, un chico colombiano, una chica argentina y  un chico brasilero. Si consideramos otras clases, la diversidad se incrementa. La adaptación no fue fácil al principio. Cosas muy simples como tratar de organizar una cena con compañeros de clase era difícil, ellos querían cenar a las 17:00 o 18:00 hs. y a los latinos nos parecía un disparate. Sin embargo, nunca sentí que las diferencias fuesen insalvables. 

¿Cómo fue tu paso por la UM?

Recuerdo mi paso por la UM con mucho cariño. Hice muy buenos amigos. Todavía sigo en contacto con varios. Una vez que terminé la licenciatura seguí conectada con la UM de una manera u otra: dando clases, con el máster, jugando handball, etc. Desde el punto de vista académico, como lo mencioné anteriormente, jamás hubiese considerado hacer un doctorado si no fuese por los profesores de la UM. 

¿Sentías tener un buen nivel académico mientras cursabas el doctorado?

La base que la UM me dio fue muy buena, las clases de doctorado son siempre difíciles, pero nunca me sentí en desventaja. No era consciente al respecto, pero conversando con compañeros me di cuenta de que mi base, especialmente teórica, era muy buena. El tener profesores en la UM que han sido formados en Estados Unidos claramente te expone a maneras de pensar y razonar en términos económicos que me ayudaron mucho durante mis primeros años del doctorado. 

¿Qué planes tenés a futuro después de terminar el postdoctorado?

Idealmente seguir mi carrera en el sector académico, preferentemente en Estados Unidos. Aún cuando el mercado para Doctores en Economía en Estados Unidos tiene virtualmente desempleo cero, es un proceso muy duro. Creo que los próximos tres años me posicionaran de una manera favorable para enfrentar el proceso una vez más.

Entrevista realizada en junio de 2016.